cultivo en balas de paja

0 ideas encontradas.

nuestras visitas sin categoría alimentación ecológica ...

Una huerta ecológica...

UNA HUERTA ECOLÓGICA.En plena controversia sobre los productos ecológicos, si son mejores, mas sanos, menos contaminados, mas sabrosos, ¿ que hay de verdad o de marketing en esta etiqueta?. Con toda la información que tenemos ponemos rumbo a una huerta ecológica a las afueras de San Martín de Valdeiglesias (Madrid), para intentar mostraros en que consiste esta denominación. Sello de Agricultura Ec ...

take a note

Take a note: una boda rústica

Las bodas rústicas han dado un giro de 180º para dejar a un lado las tan memorables balas de paja, sombreros y botas campestres. Fueron, en su día, un éxito en todas las decoraciones de bodas pero ahora, han quedado un poco olvidadas. Es por eso, que una boda rústica ahora puede caracterizarse por otros elementos: maderas talladas a mano; elementos florales con mucho verde; letras luminosas; mesas ...

Agroecología cultivar cultivo ...

Como cultivar con fardos de paja

Cultivar en fardos de paja es un sistema que viene ganando adeptos en todo el mundo, tiene muchas ventajas, es rápido, se obtiene buenos rendimientos, se necesita menos riego y uno se olvida de las malezas.Lo primer es conseguir los fardos de paja, primero deben ser de trigo o avena, si son de pastos pueden tener muchas semillas que luego se pongan a crecer por toda la bala siendo un verdadero des ...

fotografía fotografía analógica inquietudes ...

Campos bucólicos de balas de paja

Los que me conocéis sabéis que a veces tengo fantásticas ideas, según yo ¡claro!, flipes místicos según mis cuñados y locas ideas según Juanlu y mis hermanos. A veces ellos me siguen y otras se niegan rotundamente. Pues bien, una de esas "locas" ideas que rondaron en mi cabeza fue ir a un campo de balitas de paja y hacer fotos. Cada vez que veo un campo lleno de balas de paja me transporta a Adamu ...

huertos huerto viajes

Hazte hortelan@ de temporada – Viajando de granja en granja

Un gallo canta alegre anunciando la llegada del nuevo día, la luz del sol entra en la habitación filtrándose por las rendijas de la ventana, te desperezas con el cuerpo agradecido por el buen descanso nocturno. Caminas con los pies descalzos por el suelo de madera antigua, abres la puerta chirriante y te encuentras con un sonriente compañero de casa que te da los buenos días con acento de país nór ...